Rosario: Bullrich anticipó que acusará a los narcos de terrorismo

La ministra de Seguridad, Patricia Bullrich, visita hoy la provincia de Santa Fe para monitorear la situación y, en la previa al viaje, reveló que acusará a los narcos de llevar adelante acciones de terrorismo, tras el recrudecimiento de la violencia en la ciudad de Rosario.

«En los dos primeros meses de trabajo habíamos logrado bajar los homicidios de una manera contundente. Generamos un nuevo régimen en las cárceles y todo esto ha generado un intento de las bandas de recuperar un negocio que hoy está mucho más acotado, con un mecanismo de terror nunca visto, por lo cual van a estar implicados en acciones de terrorismo, como dice el artículo 41 del Código Penal», precisó.

La funcionaria que responde al presidente Javier Milei hizo referencia al artículo 41 quinquies del Código Penal que incrementa las penas para el tipo de delito que señala y que establece que cuando ocurren «con la finalidad de aterrorizar a la población u obligar a las autoridades públicas nacionales o gobiernos extranjeros o agentes de una organización internacional a realizar un acto o abstenerse de hacerlo, la escala se incrementará en el doble del mínimo y el máximo».

«Vamos con toda la fuerza y con la decisión. Tendremos el apoyo operativo de las Fuerzas Armadas», indicó Bullrich y aclaró acerca de los medios con los que cuentan: «No son muchos porque hemos recibido medios muy deteriorados, no tenemos autos, no tenemos helicópteros».

La intención del Gobierno es que la ministra se reúna con el gobernador de Santa Fe, Maximiliano Pullaro, para operativizar el Comando Unificado anunciado días atrás y con familiares de víctimas que quieran participar del combate a los narcos.

«Vamos a recorrer las zonas más picantes de Rosario y vamos a tener una acción muy concreta, más profunda, porque teníamos una baja de homicidio importantes y hemos tenido recrudecimiento a partir de haberles cerrado los grifos del negocio», sostuvo.

Para Bullrich, que estará acompañada por su par de Defensa, Luis Petri, se trata de una tarea compleja: «En una ciudad grande es difícil tener control de todos y cada uno de los ciudadanos que se mueven y no sabés cómo puede aparecer el atentado».

«Tenemos que estar a la altura de la complejidad que nos han planteado», concluyó.