Pablo Moyano dijo que con el escándalo de Lucila Crexell, el Gobierno «se está volteando solo»

El cosecretario general de la Confederación General del Trabajo (CGT) y secretario adjunto de Camioneros, Pablo Moyano, adelantó que la movilización frente al Congreso este miércoles en contra de la Ley Bases, que se trata en el Senado, «va a ser masiva».

«La convocatoria es muy amplia. Algunos medios quisieron poner en duda que la CGT no convocaba. Bueno, la gran mayoría de los gremios de la CGT están convocando», remarcó el cosecretario de la CGT en diálogo con Radio 10 este miércoles por la mañana y expresó: «Ojalá que sirva no para presionar, sino para tratar de convencer a aquellos senadores que todavía están dudando de su voto».

Respecto a la votación en la Cámara baja, Moyano consideró: «Está parejo, creo que hay tres indecisos que pueden llevar a equilibrar la balanza para un lado o para el otro».

Además, Moyano se refirió a la noticia de que la senadora de Juntos por el Cambio Lucila Crexell que aceptó la propueta del Gobierno de ser embajadora ante la Unesco, hecho que se conoció poco tiempo antes de que tenga que votar la ley del oficialismo. Aunque Crexell aseguró que la propuesta no condicionó su voto del miércoles, ya anticipó que votará a favor en general. «¿Te imaginás si hubiera ocurrido esto en un gobierno nuestro? Hubiera sido un escándalo nacional», señaló el dirigente.

«Ha quedado demostrado que el Gobierno es más casta de lo que se suponía. Ya entregando esta embajada en la Unesco y, seguramente, prometiendo obras públicas, están jugando los últimos cartuchos para llegar a ese número que, hasta ahora, no tienen confirmado», remarcó Moyano.

Frente a ese contexto, el dirigente de Camioneros consideró que el Gobierno «se está volteando solo». «En su país hace seis meses que no puede sacar una ley, eso demuestra la desidia política que tiene este Gobierno», subrayó.