Mediante un comunicado, Cancillería lamentó «profundamente» la muerte del rehén argentino asesinado por Hamas

La Cancillería argentina lamentó hoy “profundamente” el fallecimiento de Lior Rudaeff, un ciudadano argentino asesinado por Hamas el 7 de octubre pasado.

En un comunicado oficial, el Ministerio de Relaciones Exteriores extendió sus «más sentidas condolencias» a familiares y amigos de Rudaeff, al tiempo que reiteró su «enfática y firme condena al accionar terrorista de Hamas», que ha cobrado la vida de varios compatriotas.

El Gobierno argentino renovó su exigencia de una liberación «extrema y sin condiciones» de los argentinos que continúan secuestrados por el grupo terrorista.

«Argentina está comprometida en un esfuerzo internacional para asegurar el pronto regreso de todos los rehenes a sus hogares», concluye el comunicado.