El Presidente se reunió con sus pares de Uruguay y Paraguay: definen partidos inaugurales del Mundial Centenario 2030

El presidente Alberto Fernández mantuvo un encuentro este mediodía en la residencia presidencial de Montevideo con sus pares de la República Oriental del Uruguay, Luis Lacalle Pou, y de la República de Paraguay, Santiago Peña.

“Hoy fue la primera reunión después de que la FIFA declarara que el próximo Mundial de 2030 lo van a organizar por primera vez seis continentes”, informó el secretario nacional del Deporte de Uruguay, Sebastián Bauzá, en la conferencia de prensa que brindaron las autoridades de deportes de cada país.

Por su parte, el ministro de Turismo y Deportes de Argentina, Matías Lammens, consideró que “esta es una instancia para visibilizar la región, las bondades que tienen Uruguay, Paraguay, la Argentina y Sudamérica en general”, ya que “los ojos del mundo van a estar puestos en nuestros países”, donde se disputarán los partidos iniciales. Agregó que “es una gran oportunidad para generar de aquí a 2030 más eventos que tengan que ver el Mundial de fútbol, además de otro tipo de competiciones”.

Por último, el ministro de Deportes de Paraguay, César Ramírez, agradeció el trabajo conjunto que permitió alcanzar “un logro muy importante para el continente, especialmente para Paraguay, que por primera vez en su historia va a tener la posibilidad de ser sede inaugural de un Mundial de fútbol”, la vigésima cuarta edición de la Copa que conmemorará el centenario del primer Mundial celebrado en Uruguay en 1930.

El mandatario argentino también estuvo acompañado por el embajador en Uruguay, Alberto Iribarne, y el presidente de la Asociación de Fútbol Argentino (AFA), Claudio Tapia.

Además del presidente de la CONMEBOL, Alejandro Domínguez, participaron por la delegación de Uruguay el ministro de Relaciones Exteriores, Francisco Bustillo, y el titular de la Asociación Uruguaya de Fútbol (AUF), Ignacio Alonso.

En tanto, por Paraguay asistieron el ministro de Relaciones Exteriores, Rubén Ramírez Lezcano y el presidente de la Asociación Paraguaya de Fútbol (APF), Robert Harrison.