Escriba para buscar

En encuentro con dirigentes de UCR, Vidal se preguntó si Juntos por el Cambio puede volver y “hacer un buen gobierno”

Nacionales Noticias

En encuentro con dirigentes de UCR, Vidal se preguntó si Juntos por el Cambio puede volver y “hacer un buen gobierno”

Compartir

La ex gobernadora bonaerense sostuvo hoy que el desafío para Juntos por el Cambio no es simplemente “volver a ganar” a nivel nacional sino “si puede hacer un buen gobierno”.
   “La pregunta no es solo si podemos volver a ganar, sino si podemos hacer un buen gobierno”, aseguró, y agregó: “Para un buen gobierno se necesita el 50% de los votos. Es verdad. Pero se necesita más que eso. Hay que gobernar con otros”.
   La referencia podría interpretarse como una autocrítica de la experiencia de Gobierno de Cambiemos encabezada por Mauricio Macri, en la que ella participó encabezando la gestión en la provincia más poblada del país.
   “Nos habíamos empezado a alejar de la gente, a tomar distancia. Hay una parte de nosotros que dejó de escuchar. Fue en los últimos dos años. Sobre todo después de las elecciones de 2017”, admitió, al hacer alusión al triunfo electoral en los comicios de medio término.
   En lo que refiere a su propia autocrítica, dijo que “el conflicto docente fue innecesariamente largo” y que podría haber encontrado “un mejor camino de diálogo con los sindicatos docentes” con “mejores resultados”.
   Vidal también reconoció que en la cuestión carcelaria se hicieron “mejoras pero fue suficiente”, y al respecto dijo que “si no trabajás el tema de las cárceles y la reinserción social, lo único que haces es incrementar el delito a futuro”.
   “El día que se termina la condena, si el Estado no hizo nada para evitarlo, empieza un nuevo delito”, señaló.
   En un encuentro con dirigentes de la UCR, la referente del PRO ratificó su perfil moderado con un llamado al diálogo con “los que piensan distinto” y a la no confrontación.
   En medio de las discusiones en Juntos por el Cambio por el sesgo que debería tomar esa coalición en los tiempos que vienen, decisión que repercutirá en la definición de los liderazgos y las candidaturas, Vidal volvió a diferenciarse del ala dura opositora, que tiene como exponentes a Mauricio Macri y a Patricia Bullrich.
   “Dialogar requiere mucho coraje, mucho más que confrontar.
  La confrontación es cómoda. Es muy cómodo para hacer política definir a uno como malo y a otro como bueno”, indicó al participar del ciclo “Política en vivo: conversaciones para pensar el hoy”, que conduce el diputado nacional de Juntos por el Cambio, Fabio Quetglas.
   Para Vidal, “dialogar no es someterse, no es consentir” y en este sentido insistió que “uno no deja de ser quien es por dialogar con alguien que piensa distinto”.
   En este orden de ideas, reconoció que esta tarea de la búsqueda de acuerdos resulta “bien difícil cuando los extremos son los más ruidosos”, aunque afirmó que esos sectores radicalizados “no son los más representativos” de la sociedad.
   “La política es entender lo que le pasa al otro. Cuando más difícil está, más hay que estar. Hay un fenómeno del poder que cuando las cosas se ponen difíciles, empezás a caer en las encuestas y la calle la toman los que se oponen a vos, se torna todo difícil. Pero cuando más difícil es, más hay que dar la cara”, agregó

Compartir

Comentarios de Facebook

Dejar Comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *