El metrodelegado Claudio Dellecarbonara explicó que la medida de fuerza se decidió debido a que la empresa Metrovías está a punto de despedir a “un trabajador que tiene un hijo discapacitado”.

La medida de fuerza se inició a las 00:00 de este jueves y según Dellecarbonara se dará “en el marco de un desconocimiento de la representación gremial por parte de la empresa, que está llevando adelante una campaña de amedrentamiento, persecución antisindical, presiones a trabajadores para que renuncien, y decenas y decenas de sanciones arbitrarias”.

“A todo esto se sumó ahora la escandalosa discriminación por parte de Metrovías contra un trabajador que tiene un hijo discapacitado, a quien ha suspendido por más de 20 días debido a la situación de su hijo y hoy anunció su intención de despedirlo sin siquiera recibir a sus delegados, que en numerosas ocasiones habían pedido ser recibidos para encontrar una solución. Por el carácter evidentemente discriminatorio estamos estudiando también hacer presentaciones a la Justicia”, indicó el gremailista.

Para el metrodelegado, “está claro que la empresa quiere buscar un conflicto, y por eso la hacemos responsable, al igual que al Gobierno de la Ciudad, por los inconvenientes que se generen a los pasajeros”.

“De nuestra parte no podemos permitir un nuevo ataque ni que Metrovías le saque el pan a un trabajador que tiene que mantener a su hijo discapacitado. Mantendremos nuestras medidas de fuerza hasta que se revierta la situación del compañero”, afirmó Dellecarbonara.