CARGANDO

Escriba para buscar

Macri almorzó con los tripulantes del recuperado rompehielos Almirante Irízar

Nación Noticias Novedades PORTADA

Macri almorzó con los tripulantes del recuperado rompehielos Almirante Irízar

Compartir

Tras mantener un encuentro con directivos de Microsoft y encabezar una reunión de Gabinete en Casa Rosada, el presidente Mauricio Macri almorzó hoy con los tripulantes del recuperado rompehielos ARA Almirante Irízar, insignia de la Fuerza Naval Antártica.

El mandatario se trasladó a la dársena E del Puerto de Buenos Aires para visitar el buque, que volvió a entrar en funciones en diciembre del 2017 luego de haber estado inactivo durante diez años por un importante incendio que lo dejó casi destruido.

En el marco de la celebración por los 40 años de servicio del navío, Macri recorrió sus instalaciones y compartió una comida con sus tripulantes.

De la comida también participaron el jefe del Estado Mayor de la Armada, José Luis Villán; y el comandante del Irízar, Maximiliano Mangiaterra

Por la mañana, el Presidente había recibido en su despacho de la Casa Rosada al titular de la empresa Microsoft Corporation, Brad Smith, y había abierto el Foro Argentina Exporta 2019 en el Centro de Exposiciones y Convenciones de la Ciudad de Buenos Aires.

Las tareas de reparación y modernización del buque Irízar, que había sido una de las naves insignia de la Argentina en la Campaña Antártica hasta su incendio en 2007, fueron realizadas en el astillero Tandanor, donde también le incorporaron «tecnología de última generación«.

Tras las mejoras, «se duplicó su capacidad de transporte de gas oil antártico (GOA) e incrementó en un 600 por ciento la cantidad de espacio dedicado específicamente a la investigación científica«.

El 16 diciembre del 2017, y tras varias pruebas de navegación, el rompehielos Almirante Irízar volvió a zarpar rumbo al continente blanco luego de 10 años de no estar en una misión oficial.

En aquella ocasión, el ministro de Defensa, Oscar Aguad, y el canciller, Jorge Faurie, despidieron la nave en un emotivo acto en el que rindieron homenaje a los 44 tripulantes del submarino ARA San Juan, que había desaparecido semanas atrás.

Durante su trabajo en la Antártida, el buque ayudó a rescatar a cinco científicos estadounidenses que habían quedado varados en la isla Joinville, además de cumplir exitosamente con su tarea de abastecimiento de las bases argentinas en el continente austral.

Compartir

Comentarios de Facebook

Dejar Comentario

avatar