CARGANDO

Escriba para buscar

La CGT faltó a la reunión del Senado y se empantana el blanqueo laboral

Congreso Economía Noticias PORTADA

La CGT faltó a la reunión del Senado y se empantana el blanqueo laboral

Compartir

La comisiones de Trabajo y de Presupuesto y Hacienda se reunieron para dar inicio al tratamiento del proyecto presentado por el sanjuanino Roberto Basualdo, del interbloque Cambiemos, pero postergaron el debate por el faltazo de la central gremial y la consecuente ausencia del ministro de Producción y Trabajo, Dante Sica.
Si bien el funcionario nacional concurrió al Senado, Cambiemos decidió que no se presentara ante el plenario de comisiones cuando supo que los representantes gremiales no asistirían «para no exponerlo», según el oficialista Julio Cobos.
El senador mendocino remarcó, molesto, que «se había acordado» la presencia de la CGT y que desconocían los motivos de su ausencia, tras lo cual señaló: «Que nadie se haga el distraído, estaba decidido que hoy venían».
Durante la reunión de las comisiones, Cobos señaló: «Tenemos que avanzar. Lamento que la CGT, que estuvo invitada e iba a venir, esté ausente. Nos cuesta mucho a nivel político y de cara a la sociedad mostrar que podemos arribar a soluciones consensuadas no solo entre las fuerzas políticas, sino con el sector que representa a los trabajadores».
A su turno, el jefe del Bloque Justicialista, Miguel Pichetto, sostuvo que «este era el comienzo de un debate y una discusión que requiere de un proceso de análisis de las dos comisiones» pero que «era importante la presencia de la CGT».
De esta manera, Pichetto ratificó la posición de su bancada durante los últimos tres años, en los que el Gobierno intentó avanzar con este tema: el Bloque Justicialista «comparte el espíritu» de la iniciativa pero no la apoyará si no tiene el acompañamiento expreso de la CGT.
Finalmente, el jefe del interbloque Cambiemos, Luis Naidenoff, propuso llamar a un cuarto intermedio hasta el próximo martes a las 10:30, cuando intentarán nuevamente dar inicio al debate del proyecto.
Dentro del Bloque Justicialista tampoco existe un consenso respecto de la iniciativa, aunque los senadores que integran esa bancada se desentendieron de la ausencia de la CGT.
Fuentes del bloque indicaron que la responsabilidad de asegurar el apoyo de la central gremial le corresponde al Gobierno y no a la oposición, porque el proyecto es del oficialismo.
Bajo el nombre «Regularización del empleo no registrado, lucha contra la evasión en la seguridad social y registración laboral», la iniciativa tiene similitudes con la primera parte del paquete de tres leyes que había enviado el Gobierno el año pasado para avanzar hacia una reforma laboral y que quedó congelado por el rechazo del PJ y de la CGT.
El proyecto establece un plazo de un año desde la entrada en vigencia de la ley para que los empleadores regularicen la situación que los trabajadores en negro y un condonación «del 100% de la deuda por capital, intereses, multas y punitorios» para los que se incorporen a este régimen.
Los empleados, en tanto, tendrán derecho a «computar hasta 60 meses de servicios con aportes o la menor cantidad de meses por la que se los regularice«, según propone la iniciativa, que establece que esos meses serán calculados sobre «un monto mensual equivalente al promedio del salario básico inicial» del sector correspondiente para «cumplir con los años de servicios requeridos por la ley».
Por otra parte, con el fin de promover el empleo registrado, el proyecto señala que los empleadores que hayan regularizado a sus trabajadores en negro y además contraten a nuevos estarán exentos por dos años «de las contribuciones con destino al Sistema Integrado Previsional Argentino».

Compartir

Comentarios de Facebook

Tags:

Dejar Comentario

avatar