CARGANDO

Escriba para buscar

Aguad en el Congreso sugirió que el hundimiento del ARA San Juan fue por fallas humanas

Noticias Novedades

Aguad en el Congreso sugirió que el hundimiento del ARA San Juan fue por fallas humanas

Compartir

“Siempre hay fallas humanas. No solamente fallas técnicas, siempre hay fallas humanas y obviamente esas fallas han ocurrido”, indicó el ministro Oscar Aguad a los diputados y senadores que integran la Comisión Bicameral Investigadora de la desaparición y búsqueda del ARA San Juan.
La reunión a la que asistió el ministro tuvo dos etapas: la primera fue pública y contó con la participación de los familiares de los 44 tripulantes de la nave desaparecida el 15 de noviembre de 2017 y hallada el 16 de noviembre pasado, mientras que el último tramo fue de carácter reservado.
Los detalles del informe elaborado por especialistas sobre las causas del hundimiento fueron transmitidos a los legisladores en la reunión cerrada, debido a que forman parte de la causa judicial que se encuentra bajo secreto de sumario.
El inicio del encuentro fue tenso debido a que Aguad concurrió luego de haber pedido que la reunión fuera de carácter secreto, lo que no fue aceptado por la mayoría de los legisladores que forman parte de la comisión bicameral, quienes finalmente resolvieron que se hiciera una parte pública y la otra reservada.
He venido a exponer las causas del naufragio y esas causas generan responsabilidades. Por eso mi empecinamiento en que la reunión sea reservada, porque no puedo revelar las causas, todo eso está en la Justicia“, indicó el ministro al inicio de su exposición.
No les puedo dar las pruebas a quienes van a ser responsables, o pueden serlo por culpa del naufragio”, continuó el funcionario nacional, al tiempo que señaló que “mucho tiene que ver el arreglo de media vida en esto”.
De esa manera Aguad aludió a la reparación que se llevó a cabo durante la gestión como ministra de Defensa de Nilda Garré, actual diputada nacional del Frente para la Victoria e integrante de la comisión.
Me da la impresión de que no quieren saber cuáles son las causas por las que naufragó el ARA San Juan y quiénes son los responsables”, señaló el ministro y agregó: “Mucho se ha hablado de la ministra Garré, soy de los que cree que no debió ser parte de la comisión”.
Además, el ministro recalcó que “hay quienes odian la verdad, detestan la verdad, porque la verdad los desnuda, los desenmascara” y agregó: “Me comprometí a encontrar el submarino.
Mal que les pese a algunos, lo encontramos. Sabemos dónde está”.
Luego de que varios legisladores de la oposición criticaran al ministro por el tono de sus palabras y su actitud frente a la comisión, tomó la palabra Garré, quien se defendió al entender que “hay una intencionalidad política” detrás del señalamiento de la reparación de media vida y subrayó que “el ministro no puede opinar sobre la conformación de esta comisión, no tiene derecho porque lo definió otro poder del Estado”.
Aludió nuevamente a la reparación de media vida, intentando relacionarla con el hundimiento, que fue además una decisión acertada de hacerlo en nuestros astilleros y se hizo con tal calidad que el casco resistió 900 metros de caída, esto se conoció”, agregó la ex ministra.
No obstante, cuando el funcionario comenzó a sugerir que la hipótesis principal de la investigación podría ser la “falla humana” por parte de la tripulación, encontró un punto de coincidencia con Garré.
La diputada kirchnerista recordó que en junio de 2017 el submarino había sufrido un ingreso de agua y señaló que luego de eso “no se tomó ninguna medida al respecto”, ante lo cual Aguad aseveró: “Ninguna medida. Usted va a ver que tiene mucho que ver eso”.
El ministro también sostuvo que “indudablemente expertos submarinistas como Villamide y López Mazzeo minimizaron el ingreso de agua en las barras de batería del ARA San Juan”, con lo que reforzó la hipótesis sobre las “fallas humanas”.
No obstante, en reiteradas oportunidades Aguad les indicó a los legisladores los detalles sobre el informe que se refieren a la reparación de media vida y a las acciones de la tripulación y de la Armada en general les serían dado en la reunión reservada.
Al responder las preguntas de los familiares, el ministro aprovechó para descartar las distintas teorías que circularon durante el año y ratificó la hipótesis de que la nave colapsó por una “implosión“.
En este sentido, señaló que “se sabe que hubo una explosión porque los registros de los sismógrafos, que hay dos y es parte de la información que vamos a dar a la comisión, dan cuenta de una anomalía hidroacústica que solo puede ser de una implosión“.
Aguad afirmó que “se tejieron falsas hipótesis” y agregó: “Se dijo que había sido torpedeado por un submarino inglés, que lo había atacado un pesquero chino, que estaba haciendo tareas de espionaje. Todo es falso“.
El submarino tenía un rumbo, se comunicó con la base de Mar del Plata, y a las dos horas los sismógrafos detectaron una implosión”, indicó el funcionario, tras lo cual aseguró que “no venía navegando normalmente, tuvo un siniestro muy grave que fue un ingreso de agua y un incendio”.
Al ser consultado sobre por qué se autorizó a la nave a zarpar, Aguad sostuvo que eso también “forma parte de la investigación” y, posteriormente, aclaró que “ningún barco, ningún avión puede funcionar por orden del ministro sin estar en condiciones” e indicó que “para eso está Comando de Alistamiento y Adiestramiento“, que se encarga de informar el estado de la nave.

Zulma Sadoval, madre de Celso Vallejos, fue la que criticó con mayor dureza al ministro, al afirmar que la situación vivida por los familiares es “por culpa del Gobierno y el Ministerio de Defensa”. “Usted nos miente. El submarino se encontró hace mucho tiempo y nos sigue mintiendo“, lanzó Sandoval, quien manifestó así su desconfianza respecto de la versión oficial.
Frente a esa acusación, el funcionario respondió: “Si usted tiene alguna prueba de que el submarino fue encontrado antes, estaría bueno que la acompañe”. “Todo lo que nos pidieron lo hicimos”, remarcó Aguad y detalló: “Subimos un vidente al barco (de búsqueda) para contener a los familiares. Siempre los subimos al barco. Los hicimos participar de la licitación. Aceptamos las condiciones de que al barco subieran tres familiares. Hace un año les pagamos alojamiento en Mar del Plata. Nos pidieron ir al sur, les pagamos el pasaje al sur”.
Frente a las críticas por el tiempo que transcurrió hasta que el Gobierno llamó a licitación para contratar a una empresa que llevar a cabo la búsqueda, luego de que se retiraran los buques de países que colaboraron con esa tarea, Aguad subrayó que se les dio “participación a los familiares en el procedimiento de la licitación, algo inédito”.
Por su parte, Miguel Toconás, hermano del cabo Mario Armando Toconás, preguntó al ministro “por qué el casco” del submarino hallado “está entero si la reparación de media vida está mal hecha“, en referencia a una de las declaraciones del funcionario.
Aguad respondió: “No es un problema del casco. De todas maneras no le puedo contestar esa pregunta. Hay una hipótesis que revela responsables y no se puede adelantar esa prueba. No es porque sea secreto, sino porque hay un secreto de sumario y yo no puedo revelar las cosas que están adentro del sumario”.

Compartir

Comentarios de Facebook

Tags:

Dejar Comentario

avatar