CARGANDO

Escriba para buscar

Nueva licitación de Lebac, prueba de fuego para Caputo

Nacionales Noticias

Nueva licitación de Lebac, prueba de fuego para Caputo

Compartir

Las fuertes recompras que realizó el BCRA bajo la anterior conducción en las últimas semanas en el mercado secundario lograron reducirlo hasta $530.000 millones desde el monto original de $663.000 millones del mes pasado.
Se estima que el mercado pediría una tasa de alrededor del 43,5% anual para renovar sus letras de corto plazo.
La licitación se realizará en el actual contexto la disparada del dólar, que elevó las tasas en el mercado secundario de Lebac, en el plazo de 30 días a aproximadamente un 44% y la de 159 días a cerca del 38,50% anual.
Para tratar de absorber los pesos e ir reduciendo la cantidd de Lebac, el gobierno realizó la licitación de nueva deuda con vencimiento en 2019 y en 2020, por hasta 4.000 millones de dólares.
Bajar el abultado stock de Lebac es una de las exigencias del FMI para firmar el acuerdo por un auxilio financiero de u$s 50 mil millones.
El viernes último, la nueva conducción del BCRA decidió no continuar con las compras que venía realizando diariamente la anterior administración.
Para los analistas, la de este martes será una licitación complicada debido a la fuerte desconfianza e incertidumbre que existe en el mercado local.
El mercado aguarda con expectativas el nivel de la tasa que convalidará el nuevo Central, conducido Caputo, y sobre todo el monto que logrará renovar.
En la licitación de mayo último, el BCRA convalidó una tasa del 40% y logró renovar el 100% de los vencimientos por $ 615.877 millones, además de recibir una oferta adicional de $ 5.000 millones.
A partir de julio el BCRA comenzará a aplicar la promesa pactada con el FMI de disminuir la cantidad de Lebac, intentando a través del Tesoro licitar la mayor cantidad de pesos para absorber Letras Intransferibles en manos del BCRA y con esos pesos la autoridad monetaria podrá seguir con la recompra.

Por su parte, en su debut al frente del BCRA, tras una semana de subir sin freno, el dólar cotizó a $27,30 comprador y $28,41 vendedor, 43 centavos menos que el viernes, como consecuencia de medidas tomadas por el Banco Central que hicieron bajar la tensión del mercado.
De este modo, el billete norteamericano quebró una racha de tres subas consecutivas, en las que alcanzó un nivel récord de 28,84 pesos y una devaluación superior al 11% a lo largo de la semana.
Esta tregua en la escalada del tipo de cambio trajo algo de alivio al renovado equipo económico con el que el presidente Mauricio Macri intentará frenar el temblor cambiario.

El volumen operado en el segmento de contado trepó hasta US$ 489,5 millones, sin transacciones en el mercado de futuros de Mercado Abierto Electrónico (MAE).
Caputo, acompañado por el vicepresidente del BCRA, Gustavo Cañonero, se reunió en su despacho con los economistas Eduardo Levy Yeyati, Miguel Broda, Daniel Artana y Miguel Kiguel para brindarles detalles sobre las medidas en el mercado cambiario.
En el circuito paralelo, el billete norteamericano descendió 15 centavos a $ 28,55.
Las reservas internacionales del BCRA finalizaron en US$ 48.285 millones, disminuyendo US$ 182 millones respecto al día hábil anterior.

Compartir

Comentarios de Facebook

Dejar Comentario

avatar